¡¡¡¡Hay sidra d’Arroes!!!!

Archivado en (Gijonadas, Naturaleza)por campoyplayu on 01-05-2016

Hay dos días importantes al año. Uno llega cuando corchas la sidra; otro cuando pones la huerta. Son dos rituales que elevan el espíritu, poniéndolo en armonía con la tierra. Este año, ambos tendrán una separación de apenas cuatro días. El viernes, tras mil peripecias, cien litros de sidra quedaron empaquetados en ciento treinta botellas. El martes atacarás la huerta con el rotovátor para oxigenarla antes de llenarla de plantones. Hoy toca hablar de sidra. Y contar toda la verdad. Pues cada año es caprichoso respecto al anterior y nunca hasta ahora has igualado el producto. Por eso es sidra casera. Por eso varía. Porque vas adaptando pautas. Porque las manzanas combinan distinto. Porque no corchas el mismo día. Porque la naturaleza es azarosa. Y porque tu suegro así podrá seguir metiéndose contigo. 

Todo empezó por hacerle caso en 2015. No laves las manzanas; frótalas, así no entrará nada de agua a la barrica. No prenses el llagar en un día; hazlo en tres o cuatro y córtalo, así la manzana triturada se oxidará más y adquirirá el tanino y el noséquémás. Obedeciste. Luego embotellaste en marzo, quizá pronto, pues la bebida quedó dulce con un sabor muy fresco, muy espumeante y un extraño deje final a miel. Raro ciertamente. Pero refrescante. Eso no es sidra, sentenció tu mayor crítico. Este año la cosa iba por idéntico camino. Había un deje de miel. Y había otro problema adicional más peliagudo. Los ratones de campo se habían colado en el cuarto de la sidra. Sus minúsculas cagarrutas habían trepado hasta la parte alta de los dos toneles de 50 litros y tu temor, pese a haber un colador, es que alguno en su ánimo de hacer de catador se hubiera caído dentro. Entonces, en vez de ta cantarina habría que decir esta sidra está que roe. 

S1 1024x614 ¡¡¡¡Hay sidra dArroes!!!!Los dos problemas, la miel y el ratón, fueron humildemente expuestos al suegro a principios de abril. Dio dos consejos tras mucho deliberar y mucho reír. Para tener la seguridad de que no hubiera roedor encerrado, un trasiego. Así podrías comprobar la limpieza del interior. Y de paso, quitar tres litros de la sidra natural, o sea un 3%, para reponerlos a continuación con una sidra comercial. El objetivo, aportarle la química de ésta para forzar una nueva fermentación que le quite el deje de la miel. Al día siguiente quedó todo hecho. No había ningún fiambre dentro de los toneles propios. Y al tonel de cien litros prestado por el suegro le inyectaste cuatro botellas de Angones, sidra de Vega, tradicional. La nueva fermentación arrancó rápido, pues hubo una mengua y entonces, para rizar el rizo, hiciste el relleno con una botella de sidra casera de Cabueñes, de un colega en estas lides llamado Toni el barbas por un amigo común. El resultado es tu sidra al 96,3%más un 3% de Angones más un 0,7% del barbas. Y la nueva fermentación ha anulado en tres semanas todo regusto de miel.

S21 300x180 ¡¡¡¡Hay sidra dArroes!!!!El viernes pasado, sin miel y sin roedores, embotellaste. El ritual empezó tiempo atrás lavando las botellas y dejándolas bocabajo para que no contengan ni un resto de agua. A primera hora tocó hervir los corchos, limpiar los cuatro caños para embotellar de cuatro en cuatro y dejar en sitio cómodo la corchadora; ahí vas de uno en uno. En una mañana plácida, en unas cuatro horas, quedó todo listo, con tu paladar hecho ya al sabor primigenio de la sidra de Arroes 2016, que darás a probar al suegro enseguida, también a la esposa; pues de tal palo tal astilla, ambos saben latín de matices sidreros y te ponen la cabeza como un bombo. Ellos te metieron en este ‘negocio’. Y la verdad, pese a las críticas, te lo pasas bomba rebomba. Tener producción propia, ahora que llega el veranín, es todo un orgullo. Igual que cuando allá por julio puedas preparar una ensalada con productos de tu huerta. De momento, toca escanciar. El Menguante lunar tocará a su fin este viernes. Y en él debe quedar la sidra embotellada y la huerta plantada. ¿Qué dirá el suegro cuando la pruebe? Alguna pega pondrá. Pero tú, con tal de que te preste el rotovátor, eres capaz de darle la razón. Aunque te sepa a gloria bendita.

Maraña… ¡Y cierra España!

Archivado en (Naturaleza, Riaño)por campoyplayu on 03-04-2016

En los años 50, Maraña tenía 500 habitantes. En sus escuelas había 40 niños y 40 niñas. Y la ganadería alimentaba con holganza este coqueto rincón de la montaña leonesa situado en uno de esos valles laterales donde la carretera muere, a apenas diez minutos de coche del alto de Tarna. En Maraña, en invierno, viven ahora, en 2016, unos treinta vecinos, los tres niños del pueblo van a estudiar a Riaño y aquellas antiguas escuelas, aquel singular edificio de piedra, albergan en dos terceras partes el bar Mampodre, donde Acacio mantiene con vida la actividad social del pueblo, además de captar la atención del afamado montañero Jesús Calleja, quien ha encontrado en este pueblo y en este bar un escondite donde descansar de los focos y comer casero. Leer el resto de este post

Incomunicado

Archivado en (Naturaleza)por campoyplayu on 29-02-2016

Mientras trabajas todo el fin de semana como pepeelhijoputa, vas escuchando los partes de Sotres. “Aislado”. “Solo se puede llegar hasta Tielve”. “Las casas están envueltas en la nieve”. No puedes evitar exclamar: ¡Quién estuviera incomunicado! ¡Qué maravilla quedar Leer el resto de este post

La barriga del rinoceronte

Archivado en (Naturaleza)por campoyplayu on 01-10-2015

En el valle de los animales sobresale la presencia del rinoceronte, con sus lomos plateados. Parece construido a piezas de contrachapado en un taller medieval. Está quieto, con su poderoso cuerno apuntando al cielo. Quizá esté haciendo yoga. Yoga animal, claro está. En el valle de los animales hay peligrosas especies: leones, leopardos, búfalos, hipopótamos, Leer el resto de este post

Un jabalí muerto en el río

Archivado en (Naturaleza, Riaño)por campoyplayu on 07-09-2015

para Esther y Fernando. Os debo una como ésta

 

En un simple paseo de dos horas, desde el Hotel Tierra de la Reina hasta el roblón y vuelta, el valle de Riaño te ofrece de todo. Primero un paisaje ascendente interesante donde te topas en mitad del camino con una cagada de lobo, bien cubierta de pelo (que la distingue de la del perro), pues el lobo cuando come no lo hace con cuchillo y tenedor. Luego, ganada la mayor altura, una gran amplitud que te invita a tomar mil caminos: hacia Villafrea, Espejos, Casasuertes, Hormas o, como esta ocasión, la bajada hacia el fondo del valle para retornar por el mismo. La parada del roblón resulta espectacular. Lo primero que ves es la huella del oso. La estaca sobre la que reposa el cartel indicativo de este quercus de 24 metros de altura y dos y pico de diámetro está mordida por el oso. “Le gusta mucho este tipo de madera”, ilustra el primo Leer el resto de este post

Leones en León

Archivado en (Naturaleza, Riaño)por campoyplayu on 24-07-2015

 

Te encaminas al río tras dos horas de monte. En las sombras del bosque has tenido la sensación de estar secretamente acompañado por el reino animal, sin que nadie se haya mostrado. Sales a una inmensa pradera amarilla salpimentada leon4 150x150 Leones en Leóndos leonas leo panthera 401205561 150x150 Leones en Leónde fardos de paja. Es entonces cuando los ves. Por el rabillo del ojo derecho divisas con plena nitidez un león macho emergiendo entre las escobas. Giras la mirada en dirección contraria, sin mover un músculo, y verificas que le acompañan dos leonas por el lado contrario. Estás en campo abierto, a unos 200 metros del monte y 300 del río, sin edificios ni árboles de envergadura a los que encaramarte. Tus ojos hacen un nuevo repaso visual para verificar que no estás soñando. Hay tres leones en sigiloso movimiento rodeando tu cuerpo serrano. Estás en las praderas intermedias entre la montaña y Boca de Huérgano (León), es viernes, 10 de julio de 2015, son las 12.30 horas de la mañana y hay unos 28 grados de temperatura bajo un cielo azul donde no se divisa una sola nube. Leer el resto de este post

Camino del río

Archivado en (Naturaleza, Riaño)por campoyplayu on 17-07-2015

 (Para Fonso)

 

Un tractor recoge hierba seca junto a tres cigüeñas. Dos perros ladran a la entrada de un pueblo. Una fuente, a la salida de ese mismo pueblo, refresca el ambiente con su chorro de agua incesante. El camino de La Canalina recorre Boca de Huérgano, Villafrea, Espejos y Leer el resto de este post

Bichos

Archivado en (Naturaleza)por campoyplayu on 05-06-2015

Soy un asesino. Esta semana, sin premeditación pero con alevosía, he acabado con la vida de unas 300 hormigas. Ha sido un crimen colectivo aplicado de forma individual. Nada de lanzar un producto tóxico mortal. Nada de artilugios. Ni armamento pesado. Ni siquiera he usado guantes, como hacen los profesionales. El elemento ejecutor han sido los dedos de las manos. Sin dudar un instante, fue abrir la puerta de la casuca del prau, ver una plaga de hormigas huyendo en hormigas 150x150 Bichosvarias direcciones y atacarlas de forma instantánea, a mano, dando muerte una por una a gran velocidad. Y contándolas. La historia se repite. Llegan, Leer el resto de este post

Mi amigo el cuervo

Archivado en (Naturaleza)por campoyplayu on 20-05-2015

Ahí está. Acaba de caminar por el prao, recién segado, como Pedro por su casa. Avanza con gracia. Le pesa el culo. Tiene tal envergadura que se va ladeando ligeramente a izquierda y derecha. Tú vas con el cortacésped por la zona pendiente y cuervo redux1 300x179 Mi amigo el cuervocuando estás a solo tres metros abre sus alas y se posa entre las ramas de un manzano joven, dándole un extraño aspecto pues su silueta negra tal parece el güito de un aguacate. No ha elegido bien. Se ha subido al primer árbol que tenía a tiro, demasiado pequeño para tu tamaño, así que cuando le saludas al pasar al lado el cuervo contesta un tanto incómodo. Leer el resto de este post

El kibe en Nueva Zelandia (sic)

Archivado en (Naturaleza)por campoyplayu on 15-04-2015

Toda la pulpa sobrante del primer salmorejo de la temporada tiene un destino claro: alimentar el kibi macho en el que has depositado todas tus esperanzas de una fecundación exitosa. Tu parra es la gran zángana del prau. Primero había cuatro árboles hembras, lo cual abocaba a todas las flores a acabar marchitándose en el suelo. Cuando te percataste del error heredado al comprar el prau la solución era aparentemente sencilla: comprar un árbol macho. Sin embargo, el primero y el segundo secaron sin mayor explicación. Ahora estás con el tercero, que en 2014 dio media docena de flores, pero bien por falta de abejas o de viento o por ser un númeroarrow 10x10 El kibe en Nueva Zelandia (sic) escaso no se produjo fecundación aérea. Este año no quieres fallar. Los kiwis se dan allá por noviembre, cuando recoges las últimas manzanas, así que sería muy interesante tener esta sabrosa fruta para rematar el año. Leer el resto de este post

¿Quién escribe
el blog?


Adrián Ausín
(Gijón, 1967) es periodista. Trabaja en el diario
EL COMERCIO
desde 1995.
Antes, se inició en la profesión en Bilbao, Sevilla y Granada. Sus aficiones apuntan en muchas direcciones: naturaleza, bricolaje, viajes,  fotografía, cine y literatura. Todo ello con epicentro en Gijón.


Social Widgets powered by AB-WebLog.com.