Expectativas a la baja para 2020

Ha sido la pasada una semana de comportamiento mixto de las bolsas europeas destacando la relajación de los riesgos geopolíticos entre EE.UU. e Irán. En este sentido, el petróleo (Brent) caía su cotización hasta niveles de 65$/b durante la semana al percibirse que nuevas represalias por ambas partes son poco probables y ante el aumento de inventarios en EE.UU. Por otro lado, el Ibex 35 presentaba peor comportamiento tras la formación del nuevo gobierno. A nivel sectorial, veíamos el mejor comportamiento relativo en sectores cíclicos como tecnología y autos. En los mercados de deuda, las TIRs de deuda soberana repuntaban ligeramente a lo largo de la curva. En lo relativo a EE.UU. e Irán, la tensión entre ambos se reducía con la rueda de prensa de Trump del miércoles descartando represalias al ataque iraní del martes y confirmando que no hubo bajas en este ataque. Irán también descartaba nuevas acciones. Trump aprovechaba para presionar a la OTAN para que se implique más en Oriente Medio e insistía a la UE, China y Rusia que es necesario negociar un nuevo acuerdo nuclear con Irán. La votación del Congreso estadounidense, prohibiendo al presidente Trump seguir haciendo uso de las fuerzas militares sin autorización del Congreso en Oriente Medio, ayuda a relajar las tensiones de las últimas semanas. Ahora habrá que ver si esta votación se refrenda en el Senado (más difícil por el control republicano de la Cámara), en cuyo caso, no necesitaría la firma de Trump para entrar en vigor.

El Banco Mundial ha revisado hasta el 2,5% su pronóstico de crecimiento del producto interior bruto (PIB) global para 2020, lo que equivale a una corrección de dos décimas frente a sus previsiones de junio, como consecuencia de la persistencia de riesgos a la baja para la economía, según ha explicado la entidad en su informe bianual “Perspectivas económicas globales”, publicado esta pasada semana. El organismo estima que el incremento en 2019 fue de un 2,4%, el dato más bajo en una década según su serie estadística. El Banco Mundial ha rebajado los pronósticos de crecimiento del PIB en todos los horizontes. Así, el aumento de la economía mundial en 2019 habrá sido del 2,4%, dos décimas menos, al tiempo que para 2021 también se ha revisado la previsión a la baja, hasta el 2,6%. La corrección será mayor en la eurozona, puesto que el Banco Mundial estima que en 2020 crecerá un 1%, frente al 1,4% pronosticado antes del verano. El Banco Mundial también alerta de que el crecimiento global se podría reducir “sustancialmente” si se materializan una serie de riesgos a la baja, como un alza en las tensiones comerciales, una ralentización mayor de lo previsto en las principales economías del mundo o inestabilidad financiera en las economías emergentes.

Por su parte, el Parlamento Europeo votará el próximo día 29 de enero, tan solo dos días antes de la fecha oficial pactada entre Bruselas y Gran Bretaña para la salida de los británicos de la Unión Europea, el acuerdo del Brexit. La votación se producirá en la primera jornada de una sesión plenaria reducida que se celebrará en Bruselas entre el 29 y 30 de enero. Es necesaria la ratificación de la Eurocámara y del Parlamento de Westminster para que el acuerdo de salida pactado entre Bruselas y Londres pueda entrar en vigor.  El pasado 20 de diciembre, el Parlamento del Reino Unido ya aprobó el proyecto de ley del acuerdo de retirada de la Unión Europea.
Los diputados de la Cámara de los Comunes autorizaron por 358 votos frente a 234 que el texto auspiciado por el primer ministro, Boris Johnson, pasara a su siguiente trámite parlamentario, la fase de comités, donde podrá ser enmendado antes de su aprobación definitiva, aspecto este que se producirá en los próximos días.

A nivel doméstico, lo más destacable es que Pedro Sánchez era investido como presidente del gobierno tras superar la segunda votación con la mayoría más ajustada. Este fin de semana, Pedro Sánchez dará a conocer los nombres de los vicepresidentes y ministros de su Gobierno, donde sabremos que habrá cuatro vicepresidencias. Nadia Calviño será la vicepresidenta económica, menos mal, encargada también de la transición digital y de la presidencia de la CDGAE, Carmen Calvo será vicepresidente primera, ministra de la Presidencia y relaciones con las cortes. Teresa Ribero será vicepresidencia de transición ecológica y reto demográfico. Por último, Pablo Iglesias será vicepresidente de derechos sociales y agenda 2030.

Una legislatura, amable lector, que no sé si será corta, pero con el complicado planteamiento que tiene, seguro que es intensa.

SUSANA ÁLVAREZ OTERO ES PROFESORA TITULAR DE ECONOMÍA FINANCIERA DE LA UNIVERSIDAD DE OVIEDO E INVESTIGADORA VISITANTE DE LA UNIVERSIDAD DE CAMBRIDGE.